Rusia: Nuevo siniestro aéreo de un Yak-42

Paco Soto. Varsovia.

 

 

El accidente de un avión de pasajeros ruso Yak-42 en la región de Yaroslavl, a unos 200 kilómetros al norte de Moscú, causó la muerte de al menos 44 personas, según informaron fuentes de los equipos de rescate. El avión siniestrado era un trimotor en el que viajaban a bordo 37 integrantes del equipo de hockey sobre hielo Lokomotiv y ocho miembros de la tripulación con destino a Minsk, la capital de Bielorrusia. Un representante de la policía declaró a la agencia de noticias rusa RIA-Novosti que uno de los ocupantes del aparato sobrevivió al accidente, pero después, el Ministerio de Sanidad de Rusia aseguró que los supervivientes eran dos: un jugador de hockey y un miembro de la tripulación, y que ambos se encuentran en estado grave. Anteriormente, las autoridades habían informado de que la catástrofe aérea se había cobrado 36 víctimas mortales y que había un superviviente.

Al parecer, el aparato se estrelló poco después de despegar y quedó envuelto en llamas. “El Yak-42 se precipitó a tierra a 2 kilómetros del aeropuerto de Tuloshna, Yaroslavl”, declaró un portavoz del Ministerio ruso para Situaciones de Emergencia. El avión, que pertenecía a la compañía Yak-Service y estaba en servicio desde 1993, tenía como destino el aeropuerto de Minsk, y según fuentes de la aviación civil rusa citadas por la agencia Interfax, su certificación de vuelo expiraba el próximo mes de octubre.

El equipo de hockey viajaba a la capital bielorrusa para disputar un partido de liga con el Dinamo de Minsk. En el Lokomotiv Yaroslavl, tres veces campeón de Rusia (1997, 2002 y 2003), militan varios jugadores extranjeros, de Suecia, Polonia, Ucrania, República Checa y Alemania. El Ministerio ruso para Situaciones de Emergencia informó de que un combustible de mala calidad podría ser “la razón principal” del accidente. De momento, los investigadores continúan las labores de búsqueda de la caja negra del avión para esclarecer lo sucedido.