Abril bate récords de violencia en Iraq

Ahmed Chabi :

Un miembro del ejército iraquí inspecciona la zona donde explotó una bomba en la ciudad de Kirkuk, a 240 kilómetros al norte de Bagdad.

Este abril ha sido el mes con mayor número de fallecidos en Iraq desde 2008. En total, las víctimas mortales ascendieron a 712 y se contabilizaron 1.633 heridos, según un comunicado de la Unami, la misión de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en el país árabe.
Según el recuento realizado por la Unami, informa Efe, 595 de los asesinados eran civiles, mientras que 117 pertenecían a la policía o el ejército.
Así 1.438 ciudadanos de a pie resultaron heridos por actos de violencia en el país, además de 195 de las fuerzas del orden.
Prácticamente todas las zonas del país sufrieron cadenas de atentados y ataques armados. La provincia con más víctimas fue Bagdad, con 211 muertos, seguida de Diyala (en el este del país), Salahedín (en el centro), Kirkuk y Nínive (en el norte) y Al Anbar (en el oeste).
Gran parte de esta ola de violencia acaeció los días previos a la celebración de las elecciones provinciales del pasado 20 de abril.
Entre los sucesos violentos que agitan el país destaca el que se produjo hace poco más de una semana en un asalto de las fuerzas de seguridad a una plaza, escenario habitual de manifestaciones de suníes, en la localidad de Al Hueiya (en el norte), que causó 26 muertos y 155 heridos.
Tras la toma, los atentados y los ataques armados se han extendido a distintas regiones del territorio y han dejado decenas de víctimas.
El conflicto en Iraq vive actualmente un recrudecimiento debido a las quejas originadas por los grupos suníes, que acusan al Gobierno del primer ministro, el chií Nuri al Maliki de discriminarlos.