Se elevan a 150 los asesinados en la última masacre siria

Ahmed Chabi :

Acusan de los asesinatos a los afines a Bachar al Asad.

Las ejecuciones de las fuerzas leales al régimen sirio en la provincia de Tartus, en la costa mediterránea, se elevan ya a 150 personas, según la Coalición Nacional Siria (Cnfros), organización de la oposición.
Según la misma fuente, recoge Efe, entre las víctimas mortales había también mujeres y niños, y fueron asesinados con cuchillos en ejecuciones sumarias.
En opinión de la Cnfros, se trata de un genocidio, tal y como está estipulado en los tratados internacionales y han pedido la intervención inmediata del Consejo de Seguridad de la ONU (Naciones Unidas) para que investigue los asesinatos el Tribunal Penal Internacional.
“La comunidad internacional se encuentra ahora ante un examen de conciencia y de ética para demostrar de una vez que puede intervenir con eficacia para cesar las violaciones cometidas por el régimen”, señala el comunicado de Cnfros que difunde Efe.
Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, los milicianos progubernamentales o “shabiha” a los que se acusa de haber cometido la masacre pertenecen a las aldeas vecinas de mayoría alauí, confesión del presidente Bachar al Asad.