Rajoy inaugura la conexión de alta velocidad entre Madrid y Alicante

Clara García :

El presidente de España, Mariano Rajoy, y el príncipe Felipe en la inauguración del AVE Madrid-Alicante, que ha costado más de 1.920 millones de euros.

Madrid y Alicante ya están unidas por el sistema ferroviario de Alta Velocidad Española (AVE). El príncipe Felipe y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, lo han inaugurado hoy, entre algunas protestas de gente descontenta por la tardanza de la obra, las gestiones del Ejecutivo y la situación del país en general.
A pesar de ello, en el discurso de inauguración, Rajoy ha recordado que “somos un país a la altura de sus obras” y un “referente mundial” en la alta velocidad.
La nueva infraestructura, de 165 kilómetros, completa la línea de AVE que une el centro peninsular con el litoral mediterráneo tras un desembolso de más de 1.920 millones de euros. Este tramo alarga la red española de alta velocidad hasta los 3.100 kilómetros, la segunda más larga del mundo, tras la china.
Esta conexión reduce el viaje entre Madrid y Alicante a dos horas y veinte minutos, aunque el objetivo es disminuir este tiempo en quince minutos más cuando se hayan instalado los sistemas reglamentarios y el tren pueda alcanzar los 300 km/h (pues ahora apenas sobrepasa los 200 km/h).
Para realizar el trayecto entre Albacete y Alicante, Renfe se ha beneficiado de más de 230 millones de ayudas de la Unión Europea (UE). En total, los diferentes fondos europeos han contribuido con casi 2.000 millones a la construcción de la línea de AVE que une Madrid con la Comunidad Valenciana y Murcia.
El nuevo servicio de Renfe efectúa paradas en Cuenca, Albacete y Villena y ofrece 18 viajes diarios (nueve por sentido) y 22 en fines de semana y festivos. Además, permite enlazar con otras líneas del AVE. El precio del viaje más barato con el AVE a Alicante se ha establecido en 20 euros.

Alta Velocidad