La Costa del Sol se vuelca en el turismo idiomático

Clara García :

La forma de vida de Málaga atrae cada año a más estudiantes de español; destaca el interés de turcos y marroquíes.

Casi medio millón de estudiantes de español han pasado por Málaga en la última década para aprender o perfeccionar el idioma, según recoge la agencia Europa Press. “Es un lugar privilegiado y único para el aprendizaje del español”, que cuenta con más de 18 centros de enseñanza especializados, señalan desde el Patronato de Turismo de la Costa del Sol, una institución que se centra cada vez más en promocionar este filón.
La mayoría de los alumnos -un 33 por ciento- son alemanes, seguidos de suecos, holandeses y otros nacionalidades europeas, según la Asociación de Centros de Español. Entre los no europeos, es cada vez más notoria la presencia de japoneses, coreanos, brasileños y recientemente, turcos y marroquíes.
Consciente de ello, el Patronato de Turismo Málaga-Costa del Sol y la Asociación de centros de español malagueños han comenzado a promocionar sus cursos y estancias en Turquía, concretamente en Estambul, con la colaboración de Turkish Airlines, el Instituto Cervantes de esa ciudad y el Consulado de España.
El turco es un mercado “en desarrollo que cuenta con grandes posibilidades”, ha apuntado el director del Cervantes de Estambul, Manuel Rodríguez, uno de los de mayor prestigio y dimensión de Europa.
Asimismo, Marruecos es el país árabe y africano con el mayor número de hispanohablantes -entre 4 y 7 millones de personas-, especialmente en el norte del país que, al igual que gran parte del Sáhara Occidental, fue durante más de cuarenta años un protectorado español.
Sin embargo, a pesar de la historia común, la proximidad geográfica y los lazos culturales existe todavía una supremacía del francés que es la lengua cooficial en el ámbito educativo, la administración y los medios de comunicación.
A pesar de ello la difusión del español en el vecino del sur avanza sobre varios ejes. En primer lugar, gracias a su implementación en el sistema educativo marroquí, con el que colabora la Consejería de Educación con su red de centros educativos (hasta once) y de recursos didácticos para la divulgación española. En el mismo sentido trabaja la red de Institutos Cervantes de Marruecos, la segunda con mayor implantación después de Brasil con 6 centros en Casablanca, Fez, Marraquech, Rabat, Tánger y Tetuán.
Todo este organigrama, unido al creciente poder adquisitivo de muchos marroquíes, la facilidad en la concesión de visados y las ganas de conocer al vecino están proporcionando una cantera de estudiantes (especialmente jóvenes) turistas que se dirigen principalmente a Andalucía por su cercanía, clima y oferta ociosa. “Se nos identifica con un destino mediterráneo con grandes oportunidades y un estilo de vida propio”, señalan desde el Patronato.