La kafala, nueva oportunidad para bebés marroquíes abandonados

Ouissal el Hajoui :

El centro de huérfanos Lalla Meriem de Rabat, donde viven los niños de la capital que se dan en tutela
El centro de huérfanos Lalla Meriem de Rabat, donde viven los niños de la capital que se dan en tutela

Cada día en Marruecos nacen 153 niños fuera del matrimonio, y 24 de ellos son abandonados, según el estudio de la Asociación INSAF (Instituto Nacional de Solidaridad con las Mujeres en Desamparo) ‘El Marruecos de las madres solteras’.

Según este documento, en 2009, un 4 por ciento de mujeres dieron a luz sin estar casadas, 27.199 mujeres en total. Y pese a que el número de madres solteras es cada vez más elevado, este tema continúa siendo ignorando por la sociedad y por los medios de comunicación, ya que es tabú dar a luz sin estar casada. Y mientras que en las ciudades el número de madres solteras ha ido en descenso desde 2003, en el medio rural se concentra la mayor parte de ellas. Según INSAF Marraquech, Tansift-El Houz y Sus Massa-Draa albergan el mayor número de madres solteras en Marruecos, y en consecuencia de niños abandonados. De cerca les siguen los entornos de Casablanca, Tánger y Tetuán.

La falta de una adecuada educación sexual, la pobreza y, sobre todo, la ignorancia son los factores que hacen que estas mujeres queden embarazadas sin desearlo. Muchas de ellas, las que tienen medios, recurren al aborto, las que no dan a luz para luego abandonar a sus hijos. La mayor parte de embarazos no deseados los sufren mujeres de entre 17 y 30 años, según INSAF, las menores de edad son más numerosas. En los medios urbanos son menos las adolescentes de entre 17 y 20 años que se quedan embarazadas ya que están mejor informadas y tienen acceso a anticonceptivos e incluso a la posibilidad de abortar.

Para informar a las familias que desean kafalar (tutelar) a un niño abandonado en Marruecos sobre los procedimientos a seguir, así como discutir y analizar la ley de la Kafala de 2002 y su evolución hasta el día de hoy, se celebró el Salón de la Pequeña Infancia. El 21 y 22 de diciembre pasaron 1.000 visitantes por el Centro de Recepción y Conferencias del Ministerio de Equipamiento, Transporte y Logística de Rabat. Los organizadores lanzaron un mensaje de concienciación a las madres que han decidido abandonar a sus hijos o a las que estén pensando en ello.