Mango crea una nueva colección de tallas grandes y con ella retorna la polémica

Dunia Benjadra :

 Imagen de la colección 'Violeta by Mango', especializada en tallas grandes, consideradas a partir de la 40.
Imagen de la colección ‘Violeta by Mango’, especializada en tallas grandes, consideradas a partir de la 40.

‘Violeta by Mango’ es la nueva línea de ropa de la marca catalana dedicada especialmente a esas mujeres que tienen dificultad para encontrar ropa de su talla. Sin embargo, mientras un tiempo atrás el ministerio de Sanidad español había fijado tallas especiales aquellas superiores a la 48, según Mango tallas grandes son aquellas que superan la 40. La polémica no se ha hecho esperar, y es que este tema suscita las críticas de la opinión pública, quien considera que las grandes marcas tienen una visión distorsionada de la realidad.

Son muchas las mujeres que no se adaptan a los cánones de belleza que impone la industria de la moda. La talla 34-36, las tallas más pequeñas no son las más demandadas. Una mujer normal, de proporciones normales, suele vestir una talla 38-40 e incluso una 42, según de qué marca se trate. Sin embargo, no son pocas las marcas quienes consideran que toda talla que supere la 38 es una talla especial. “Considerar la talla 40 como talla grande es tener una percepción equivocada de la realidad. Este tipo de confusiones provoca trastornos en las adolescentes”, critica Change.org, plataforma desde la que se exige la retirada de ‘Violeta by Mango’.

Desde hace años, en España se viene luchando porque las grandes marcas de moda homogenicen las tallas, y es que hasta ahora no todas las tallas son iguales en todas las marcas. Han sido muchas las quejas de mujeres que no encuentran ropa que les quepa en tiendas de Zara, Mango, Stradivarius o las grandes como Pedro del Hierro, Caramelo o Adolfo Domínguez, una nueva colección de Mango especializada en tallas grandes es una buena noticia, sin embargo, que la talla 40, 42 y 44 estén incluidas en esa colección, no lo es tanto. La marca ha explicado que no pretendía incitar la polémica, “solo ha querido satisfacer una demanda del mercado”.