El Tribunal Administrativo de Rabat legaliza el cepo vial

Spread the love

Dunia Benjadra:

Al tiempo se ha introducido un nuevo sistema para la instalación de cepos con nuevas tarifas, obviamente al alza, tanto en Rabat como en Casablanca
Al tiempo se ha introducido un nuevo sistema para la instalación de cepos con nuevas tarifas, obviamente al alza, tanto en Rabat como en Casablanca

La colocación de un cepo a los coches ya es legal según el veredicto recientemente dictado
por el tribunal de Rabat, según informan varias webs marroquíes. Hasta la fecha sólo un policía podía inmovilizar vehículos. Se trata de una permuta en el marco jurídico que transforma la posición jurisprudencial establecida.
Hasta ahora, en las muchas demandas presentadas por ciudadanos en contra de Rabat Parking, la empresa administradora, varios tribunales habían considerado el cepo como ilegal. Todas recalcaban que se trataba de una empresa privada y por tanto no tenía la prerrogativa legal de proceder con una medida de este tipo.
Mustapha El Moubtahij, jefe del departamento legal y operaciones Rabat Parking, se mostraba al fin satisfecho con el veredicto: “Es la primera sentencia a favor de Rabat Parking en casos relacionados con la inmovilización de los vehículos”.
caso, el Tribunal Administrativo de Rabat considera que la instalación del cepo se realizó de conformidad con las regulaciones porque “la inmovilización del vehículo no afectará al derecho de propiedad o la libertad de movimiento, ya que la medida no se realiza de manera arbitraria y no dura en el tiempo”.
Sin embargo, desde el punto de vista jurídico, el problema no estaba en la colocación del cepo sino en el organismo que lo lleva a cabo. La inmovilización de los vehículos ha despertado la ira de los ciudadanos porque la empresa de gestión no es legalmente competente para ponerlo; ya que esta tarea es responsabilidad exclusiva de las autoridades locales de policía, como se estipula en la carta Municipal. No puede ser delegada en el sector público una persona jurídica de derecho privado. Este era hasta la fecha el argumento de los tribunales para establecer la ilegalidad de la instalación del cepo.
A partir de ahora se legaliza un acto que ya se practicaba de hecho: los empleados de Rabat Parking son los responsables de la inmovilización de vehículos, y operan supuestamente bajo la supervisión de la policía municipal, que son quienes organizan el control de los parquímetros.
Para conseguir esta sentencia a favor todo un contingente de auditores jurídicos se puso a disposición de Rabat Parking y de paso ayudó a la implementación del nuevo sistema de aparcamiento en el que tendrán potestad de denunciar los delitos viales.
Aún así, en la contraprestación por retirar el cepo siempre tiene la última palabra la policía pertinente y no el empleado de la compañía. “Su empleo debe ser colocar el cepo”, según ha explicado el responsable de aparcamiento Rabat. Por lo tanto cumplir con las regulaciones de estacionamiento ya no es un servicio gratuito, sino de pago.
tiempo que se ha hecho pública esta sentencia, se ha introducido un nuevo sistema para la instalación de cepos con nuevas tarifas, obviamente al alza, tanto en Rabat como en Casablanca. A partir de ahora, tras los 5 minutos de cortesía que tiene el conductor para poner el boleto de estacionamiento, si el usuario no paga, el controlador establece un “recordatorio” de 40 dírhams (dhr.) a la sociedad. Si no paga esta multa, el controlado establecerá un segundo ticket y podrá ordenar la instalación del cepo. El conductor tendrá que desembolsar entre 80 y 100 dhr., según la tarifa de estacionamiento.
Mientras, en Casablanca 62 áreas de aparcamiento acaban de repartirse entre varias concesionarias por algo más de 4 millones y medio de dhr. Entre ellas se encuentra la española Pag Parking, que ya controla más del 50 por ciento de los parquímetros, y opera en la ciudad desde 2007. A partir de ahora estacionar un vehículo en estas áreas costará 3 dhr., una moto 2 dhr. y un camión 3 dhr. Se calcula que el beneficio de esta explotación asciende a unos 300 millones de dhr. al año.