Nuevo asesinato en Líbano con tintes de la guerra civil siria

Spread the love

Clara García:

El recién creado Gobierno no consigue por el momento aliviar las tensiones en el país
El recién creado Gobierno no consigue por el momento aliviar las tensiones en el país

Abdelrahman Diab, responsable militar del Partido Democrático Árabe (de Líbano), murió la semana pasada acribillado en Trípoli, al norte del país, según indicaron fuentes de seguridad transmitidas por la agencia AFP. Según esta fuente los hechos e produjeron sobre las siete de la mañana local, cuando Diab conducía por el barrio de Al Mina, de mayoría suní. En ese momento hombres armados y con la cara cubierta que iban en una motocicleta lo abordaron y dispararon.
La víctima era un alto cargo del principal partido alauita libanés, que apoya al presidente sirio, Bachar Al Asad. Además, se da la circunstancia de que era el padre de Yusef Diab, detenido por su presunta participación en dos atentados en agosto en Trípoli, que causaron 45 muertos.
Líbano, y en especial la ciudad de Trípoli vive dividida entre habitantes suníes, que normalmente apoyan al exprimer ministro Saad Hariri, y chiíes, liderados por el movimiento Hezbolá. Muchas veces la tensión acaba en enfrentamientos que reproducen los de la guerra civil siria. Desde el inicio del conflicto, la Corriente del Futuro de Saad Hariri y las Fuerzas Libanesas de Samir Geagea envían armas a los Contras. Desde hace un año, el Hezbollah combate junto al Ejército Árabe Sirio en regiones cercanas a la frontera libanesa.
En este contexto, el país consiguió finalmente formar un nuevo gobierno tras 10 meses en el limbo. Su composición no refleja, sin embargo, el resultado de las elecciones y augura aún más conflictos.