Rida Benzaza (MPR): “El verdadero obstáculo para prosperar en Marruecos es la corrupción en el seno del Majzén”

Fernando Sanz / Madrid. / Rida Benzaza (Alhucemas, 1989) nunca había participado en política. Maestro de profesión, este joven rifeño vivía tranquilamente en Alhucemas hasta la muerte del pescador Mouchine Fikri a finales de octubre del pasado año, aplastado por una compactadora de basura cuando la policía tiró su mercancía. Una figura que recuerda a la del tunecino Mohamed Bouzazizi, cuyo suicidio se convirtió en la chispa que incendió las llamadas primaveras árabes.

A partir de ese momento, la rabia se convirtió en energía. Primero con colaboraciones puntuales y a partir de diciembre de forma constante, Benzaza pasó a ser uno de los portavoces del Movimiento Popular Rifeño (MPR). Un movimiento liderado por Nasser Zafzafi que ayer mismo venció en su pulso al Gobierno tras una exitosa y pacífica huelga general en la capital del Rif y cuyo eco aún resuena en los mentideros de la Corte marroquí.

CORREO DIPLOMÁTICO habló en exclusiva con este maestro de 27 años sobre el Rif, la cultura amazigh, la influencia española o la corrupción en el seno del Majzén, un concepto que encuadra al entramado del poder en el reino alauí.

 

Fernando Sanz: ¿Qué significa para usted ser rifeño?

Rida Bezaza: Ser rifeño significa no someterte a la injusticia, no callarte ante ella. Es querer a tu tierra, a tus costumbres y a tu lengua. Significa no ser humillado por el centralismo que impera en la región desde 1958 que aplica unas políticas de represión hacia la comunidad rifeña constantes. Ser rifeño significa mantener ese pulso y esa lucha.

FS: Según la Constitución marroquí de 2011, los elementos culturales amazigh – lengua, costumbres, historia, etc. – están protegidos. ¿Se da de facto esa protección a la cultura bereber?

RB: Son eslóganes y propaganda, pero no hemos visto ninguna diferencia. Todo lo contrario: ahora hay más marginación y abandono. La diferencia es que en los años 58 y 59 [el entonces príncipe Mulay, posteriormente Hassan II, usó al ejército para reprimir las protestas en el Rif] el impacto era mediante tanques y ahora se utiliza una política más sutil que intenta ahorcar nuestra lengua y nuestra cultura. Es una política muy peligrosa, porque intentan hacer ese acercamiento pero su mentalidad hacia nosotros no ha cambiado.

FS: Para muchos ciudadanos en España el MPR sigue siendo un gran desconocido. ¿Cuáles son sus objetivos?

RB: Nuestras reivindicaciones son claras: sociales, económicas y culturales y levantamiento del decreto ley que mantiene la zona militarizada desde 1958. No estamos reivindicando nada más. Este es el proyecto que ha unido todo el Rif y no vamos a cejar en el intento hasta que las alcancemos.

Uno de los portavoces del Movimiento Popular Riferño (MPR), Rida Benzaza, en la plaza mayor de Madrid. Foto: Fernando Sanz.

FS: ¿Podría poner un ejemplo específico?

RB: En el ámbito social, por ejemplo, necesitamos un hospital. Nosotros hemos tenido la oportunidad de recorrer todas las aldeas del Rif y de Alhucemas y se te rompe el alma cuando ves a gente mayor marchar sin carreteras, mujeres que tienen que parir en la calle porque están muy lejos  o personas que en 2017 todavía montan en burro para ir al médico. Además, sabemos que es una zona que padece una tasa de cáncer muy elevada y es una pena que no exista un centro oncológico en toda la zona del Rif. Es una muerte lenta la que está sometiendo al Majzén a los habitantes de la región.

FS: ¿Puede confirmar que haya alguna discriminación en el reparto de los presupuestos?

RB: Es difícil de saber. El derecho a la información es un derecho no adquirido, aparte de la manipulación de las cifras y estadísticas. El que propone esa información sale de las cloacas del Majzén y esos datos siempre benefician al Majzén. En cuento al acceso a la información no es nada fácil. No hablamos de un país que respete este tipo de derechos civiles. Es una cortina de humo.

Por otra parte, la profesión de periodista es muy delicada, reciben muchas presiones. La de escritor igual. Todo lo que sea dar a conocer las entrañas del Majzén o escribir sobre las presiones que se ejercen a la población supone un peligro.

 

FS: Marruecos es un país rico. No obstante, parece que esa riqueza no llega al Rif, ¿por qué cree que sucede esto?

RB: Hay una corrupción generalizada insertada en el seno del Majzén. Es verdad que es un país rico, ya no sólo por los tratados de pesca, los fosfatos, el turismo o el dinero que reciben de los emigrados en Europa – una fuente de ingresos importantes en el país. El problema está en la mentalidad corrupta del Majzén: la corrupción va desde lo más arriba hasta lo más abajo, hasta el policía que participa de un soborno a plena luz del día. Queremos erradicar la corrupción alojada en el seno del Majzén, que es el verdadero obstáculo para prosperar y ver un futuro mejor.

FS: ¿Y qué hay de la lengua bereber? ¿Se puede utilizar con normalidad?

RB: Hay una cierta apertura hacia el pueblo amazigh y a los rifeños. Sin embargo, lo vemos totalmente insuficiente. Nuestra lengua y nuestra cultura han sido discriminadas a lo largo de la historia. Estos guiños son vacíos de fondo porque no hay unas políticas sinceras de acercamiento.

 

FS: Por otra parte, ¿qué le pareció la huelga general de ayer?

RB: Fue una jornada histórica, una nueva estación más en el viaje con un éxito rotundo. Este inicio de cambio es ya irreversible, a pesar de la represión, de las trincheras y la militarización que vivía la ciudad. El miedo ya no está, la senda ya está trazada y no tiene vuelta atrás. El miedo ahora está en la élite del régimen.

FS: En Alhucemas hubo un gran despliegue policial y militar, pero no hubo disturbios. ¿Cree que si la situación continua en el Rif puede llegar a darse choques con las fuerzas de seguridad?

RB: En nuestro ADN llevamos células pacíficas y de ahí no nos vamos a mover. Con este pacifismo el Majzén se está retratando, cada vez está más nervioso e incluso está intentando llevar este movimiento a la violencia. De ese modo, podría recuperar la legitimidad que ya ha perdido.

FS: Es una acusación muy grave…

RB: Están los vídeos de los antidisturbios destrozando mobiliario público y privado, utilizando a los bataljiya [matones armados con machetes y porras]. La estrategia de este Régimen está en sacar a este movimiento de la senda pacífica, pero no lo ha conseguido ni lo va a conseguir.

No somos separatistas. De lo que sí queremos separarnos es de las políticas del Majzén que trituran, queman y machacan a la gente”

FS: Parte de la crisis política que desembocó en la huelga vino por la acusación de los partidos gubernamentales de que ustedes son secesionistas. ¿Quieren formar un Rif independiente?

RB: No hay ninguna reivindicación en nuestro dossier que quiera el separatismo. De lo que nos queremos separar es de las políticas del Majzén, políticas que trituran, que queman y que machacan. No sólo separarnos, si nos tenemos que ir a Marte nos vamos. Con estas políticas hasta aquí hemos llegado, pero de ahí a querer decir que tenemos reivindicaciones separatistas… Nuestras reivindicaciones son claras y evidentes: sociales, económicas, culturales y el decreto ley que se tiene que abolir.

FS: Sin embargo, las agrupaciones locales de algunos de los partidos gubernamentales – PJD, USFP e Istiqlal – afearon a sus jefes en Rabat que atacaran al colectivo rifeño ¿cómo valora esa actuación?

RB: Es una estrategia política más. No entramos a valorar las estrategias de estos chiringuitos políticos. Nuestro problema es con el Majzén, no con estas marionetas. Nuestra lucha es otra.

FS: ¿Y qué opinan de la coalición de gobierno? Entendemos que ustedes no se adscriben a ninguno partido político. ¿O se van a presentar a las próximas elecciones?

RB: Nuestro objetivo no es presentarnos o constituirnos como partido político porque hemos nacido diciendo no a estos grupos. Hablar de partido político en Europa puede tener cierto sentido, pero hablar de partido político con lo que hay allí… esos son chiringuitos y kioskos que sirven como pañales al régimen.

A la vista está el caso del wali (gobernador civil) de Alhucemas anulando totalmente a cualquier cargo electo, rebasando sus funciones. Los partidos políticos son marionetas en manos del Majzén.

 FS: ¿Cabría posibilidad de entendimiento?

RB: El gobierno es una de las instituciones del Estado y nuestra mano está tendida para dialogar. Pero la posición está marcada: los activistas de este movimiento, pese a haber sufrido acusaciones durísimas contra nuestra persona y dejar los episodios más oscuros de nuestra historia, tenemos la mano tendida. Diálogo, sí; con el gobierno, sí; pero algo constructivo que nos vaya a llevar hacia adelante. 

FS: Por último, ¿qué esperan de España y de la comunidad internacional?

RB: Si hablamos de España, tenemos claro que el Gobierno español ha ido de la mano con el régimen majzení. Si hablamos de partidos políticos, tenemos claro que el PP y el PSOE también los han hecho; las Casas Reales también son abiertamente amigas…

El pueblo rifeño se ha visto huérfano. Hemos deseado cierto apoyo porque hemos visto al pueblo español como un pueblo vecino, un pueblo amigo. Y pese a la dureza de la época colonial, España también dejó una industria y una trayectoria… Mientras que el Majzén ha acabado con todo eso. Por ejemplo, desmanteló el saladero de Alhucemas que generó toda una industria en torno a la conserva de pescado.

Uno de los portavoces del Movimiento Popular Riferño (MPR), Rida Benzaza, en la plaza mayor de Madrid. Foto: Fernando Sanz.

 

 

Un comentario sobre “Rida Benzaza (MPR): “El verdadero obstáculo para prosperar en Marruecos es la corrupción en el seno del Majzén”

Comentarios cerrados.