Abdessadik El Bouchattauoui (MPR): “Si Marruecos continúa vulnerando los Derechos Humanos, presentaremos nuestras denuncias ante la Justicia europea”

Fernando Sanz / Madrid./ El Rif es muchas cosas. Es una realidad geográfica, es una parte de la cultura amazigh, es un pueblo, pero también es sufrimiento y lucha. Así lo deja ver Abdessadik El Bouchattauoui (Alhucemas, 1973), un abogado que – como todos los correligionarios del Movimiento Popular Rifeño (MPR) liderado por Nasser Zafzafi – defiende “reivindicaciones legítimas económicas, sociales y culturales”. Una fórmula escogida al milímetro que les permite navegar en las turbias aguas de la libertad de expresión en Marruecos, tal como critican los informes de Reporteros Sin Fronteras o Amnistía Internacional.

Como muchos de los activistas del movimiento rifeño, El Bouchattauoui no se adhirió hasta otoño del pasado después de la muerte de Mochine Fikri. Fikri, pescadero de profesión, vio como la policía arrojaba su mercancía a un camión de basura, entró para recuperarla y la compactadora lo aplastó. Un hecho que indignó a la población local y que dio alas a un movimiento que el jueves 18 paralizó la ciudad de Alhucemas con una marcha de miles de personas y que ha vuelto a tensar la cuerda con el gobierno de Rabat.

 

Abdessadik El Bouchattauoui: Cuando hablamos de rifeño me refiero a que tenemos una identidad, una geografía, una historia. Podemos hablar del gran Rif, que nace en las montañas del Rif en el este y llegan hasta Tánger, en la costa Atlántica. Las ciudades son Nador, Alhucemas, Tetuán, llega hasta Midar, Uchda, Zeluán, Imzouren… Yo tengo mi identidad y la identidad rifeña es independiente al mundo árabe. Es una rama del amazigh con nuestras costumbres, historia y demás.

Sin embargo, hay grandes diferencias entre el ser y el estar en la población del norte de Marruecos. En materia de Derechos Humanos, el reino alauí se encuentra muy lejos de los estándares europeos y ha habido momentos muy oscuros desde la época de Abdelkrim.

AEB: El Rif ha sufrido históricamente desde principios del siglo XX: la colonización, las guerras o los gases tóxicos. La colonización aprovechó la pobreza existía en el Rif y podemos decir que el Majzén no respeta las diferencias de esta zona desde 1956 [año de su independencia]. Hablamos de medio siglo de abandono y el Estado marroquí sigue en la senda que empezó en año el 84, las revueltas del 20-F o las que siguieron a la muerte de Mochine Fikri.  El Estado marroquí, además, sigue sin reconocer a los líderes de este movimiento y nos hace pensar que la mentalidad sigue siendo la misma, desde el Istiqlal [partido que obtuvo la independencia] hasta hoy.

En la práctica, el abogado rifeño afirma que “no se reconoce la libertad de expresión” y que existe “un cerco a las asociaciones que trabajan por los Derechos Humanos”. Ejemplifica el mantenimiento de la mentalidad de Rabat y el aumento de la represión con cifras: “ante había 16 instituciones penitenciarias en la zona y ahora hay 30 nuevas”; también critica que Marruecos se encuentre en el puesto 123 del Índice de Desarrollo Humano (IDH), “por debajo de países en vías de desarrollo, con grandes problemas e incluso en situaciones de guerra”. Asimismo, hace hincapié en las vulneraciones del derecho de manifestación, recogido en el artículo 9 de la Constitución de 2011:

AEB: El derecho a manifestarse de manera pacífica está recogido en la Constitución y los tratados firmados por Marruecos obligan a respetarlo. Muy a nuestro pesar, en este movimiento, que tienen reivindicaciones sociales, económicas y culturales [de nuevo, la fórmula], vemos cómo actúa el estado majzení: con represión, vulnerando los tratados y la propia Constitución. Así lo reflejan los vídeos en redes sociales que demuestran la violencia con la que actúan los antidisturbios.

Hemos visto como distintos cuerpos de seguridad destrozan a la propiedad pública y privada, con insultos a los presos, llamándoles ‘audash’ (bastardos), , hijos de puta o hijos de españoles [el Rif y el Sáhara están fuertemente vinculados a la historia colonial española, frente al resto de Marruecos que es de influencia francesa]… Tenemos pruebas y las hemos presentado ante Wakil Alham (representante del Rey en la Justicia, una suerte de fiscal de la zona) para saber quién ordenó estos ataques.

Uno de los abogados del Movimiento Popular Rifeño (MPR), Abdessadik El Bouchattauoui, en la plaza mayor de Madrid. Foto: Fernando Sanz.

La recopilación de información sobre la vulneración de los Derechos Humanos en el norte de Marruecos no sólo se refiere a los hechos más recientes (movimiento 20-F en 2011, muerte de Mochine Fikri, etc.), sino que se retrotrae a la independencia de Marruecos en 1956 y la represión de los años 1958 y 1959, de la que se reportan violaciones a mujeres y niños, se investiga el uso de armas químicas y analiza el impacto del dahir (real decreto) que militarizó la zona y que está vigente hasta hoy. “Si continúan en esta senda de vulneración sistemática de los Derechos Humanos, elevaremos los procesos que estamos presentando ante la Justicia marroquí a la Justicia europea”, advierte.

Respecto a la huelga general del pasado 18 de mayo, El Bouchattauoui explica que los partidos políticos de Rabat les acusan de camuflarse en reivindicaciones sociales para obtener la independencia, algo que afirma “no es nuevo” y que ha pasado en otras reivindicaciones como la de Tilmid, un municipio del monte Atlas que reivindicaba mejoras en el acceso al agua (los vecinos incluso sacaron imágenes del monarca) y al que el Majzén acusó “de tener agentes externos detrás”. “Estas acusaciones de separatismo y fitna [utilizado en el contexto de división o descontrol] no son nuevas y han sido históricamente así”, remacha.

AEB: Esta movilización organizada por el Movimiento Popular Rifeño (MPR) y por Nasser Nazfaziz a la cabeza ha sido espectacular. Los hijos el Rif, de todas las zonas, se han acercado de manera masiva: familiares, niños, abuelos… El Estado sigue sin reconocer y sigue utilizando las mismas técnicas de antaño. Esta manifestación ha sido una bolsa de oxígeno impresionante para este movimiento y ha vuelto a romper la estrategia ideada por el Majzén. Es verdad que se ha producido en un contexto completamente militarizado. De hecho, habilitaron un hospital militar, un montón trincheras… con el objetivo de trasladar el miedo a los corazones de la población y que no salieran de sus casas. La población rifeña ha perdido el miedo y estas reivindicaciones sociales, económicas y culturales son legítimas.

Advertimos al Estado policial marroquí de que si sigue por esta senda, puede acarrear consecuencias muy graves. Los activistas seguimos con la mano tendida”

El traductor de esta entrevista traslada la insistencia del abogado en las siguientes frases:

 

AEB: Advertimos a este Estado policial de que si sigue por esta senda de represión a estas reivindicaciones, que es una vergüenza tener que reivindicar algo así en el año 2017, puede llegar a acarrear consecuencias muy graves. Advertimos al estado marroquí de que está dando alas a una serie de intervenciones externas para estabilizar la zona. Seguimos diciendo que la senda es el diálogo y que las actuaciones del Estado no son las adecuadas. Los activistas de este movimiento tenemos la mano tendida.

El movimiento rifeño no es ajeno a la Unión Europea y a España, en particular. El Bouchattauoui reconoce que España, Europa y Marruecos comparten intereses como el control de la inmigración, la lucha contra el tráfico de droga, los acuerdos pesqueros o la estabilidad en la zona. Sin embargo, el abogado pide que la defensa de esos intereses no debe ser a cambio de que se deterioren los Derechos Humanos en el Rif.

AEB: España tiene que presionar al Estado marroquí para la apertura de un diálogo y obligar al Majzén a levantar este cerco policial en el Rif, porque puede acarrear una desestabilización en la zona que va contra los intereses de España y Europa. Un desarrollo estructural en la región también sería beneficioso para todas las partes.

Del mismo modo, recordó “la responsabilidad histórica” de España con esta población, en concreto, en relación al uso de armas químicas en 1926 y que puede ser una de las causas de la alta tasa de cáncer en la zona. “Este compromiso histórico tiene que hacer que el Estado español empujé al Majzén para que ayude en la estabilidad de la zona”, concluyó.

Uno de los abogados del Movimiento Popular Rifeño (MPR), Abdessadik El Bouchattauoui, en la plaza mayor de Madrid. Foto: Fernando Sanz.

3 comentarios sobre “Abdessadik El Bouchattauoui (MPR): “Si Marruecos continúa vulnerando los Derechos Humanos, presentaremos nuestras denuncias ante la Justicia europea”

  • el 21/05/2017 a las 18:41
    Permalink

    Pues si crees que el MPR sois un movimiento revolucionario limpio que presentados a los ciudadanos de una forma legal fundados un partido político y la gente os van a votar en las selecciones mira en España la gente harta de corruptos y de corrupción han fundados un partido que se llama PODEMOS . Pero vosotros habíais pedido vuestros derechos : trabajo, hospitales,colegios pero habéis tocado la integridad territorial del país sacando nueva bandera y habéis pedido la independencia . Todo es claro algo huele mal

    • el 21/05/2017 a las 22:31
      Permalink

      Nuestra bandera no es nueva. Nuestra bandera tiene mas años que la vuestra. Ademas la vuestra la creó un general frances homosexual. Que se acostaba con arabes del magreb.

    • el 22/05/2017 a las 21:11
      Permalink

      Haber Abdellah haber si te pones al dia o solo lees lo que te interesa. Ellos estan pidiendo que mejoren la cosa en el rif ya que no hay nada comparado con otras regiones y en varios comunicados ya dijieron que no son independentistas como lo dijieron en el ultimo comunicado el presidente marroqui

Comentarios cerrados.