Los arrestos por terrorismo yihadista aumentan por tercer año consecutivo en UE

Bruselas/EFE/. Las detenciones por cargos de terrorismo yihadista se incrementaron en la Unión Europea (UE) por tercer año consecutivo en 2016, cuando llegaron a 718, indicó hoy la oficina europea de policía, Europol.

En 2014 ascendieron a 395 y en 2015 a 687, mientras que el número total de arrestos por causas de terrorismo en general el año pasado llegó a 1.002.

Según el informe presentado hoy por Europol, en 2016 murieron en la UE 142 personas víctimas de ataques terroristas, de ellas 135 en atentados de corte yihadista, y se registraron 379 heridos.

En total, se contabilizaron 142 ataques, entre fallidos, evitados o completados, más de la mitad de ellos (76) en el Reino Unido.

Francia informó de veintitrés ataques, Italia de diecisiete, España de diez, Grecia de seis, Alemania de cinco, Bélgica de cuatro y Holanda de uno.

Europol señaló que alrededor de un tercio del total de detenidos por terrorismo (291 de 1.002) tenía 25 años o menos y que se utilizaron explosivos en el 40 % de los atentados.

Además, un 40 % de las tramas terroristas en la UE se financió a través del crimen organizado, especialmente por medio del tráfico de drogas, el robo, la venta de productos falsificados o el fraude.

La oficina policial comunitaria destacó que las mujeres cada vez asumen más los papeles operacionales en las actividades de terrorismo yihadista, al igual que jóvenes adultos o incluso niños, de manera que uno de cada cuatro arrestados (26 %) en 2016 fueron mujeres.

Respecto a la propaganda de la organización terrorista yihadista Estado Islámico (EI), en 2016 registró una caída en internet, debido a bajadas en su producción y limitaciones para su difusión, según Europol.

Tras un punto álgido a mediados de 2015, el número de nuevos vídeos producidos por el EI fue decreciendo poco a poco.

En cambio, los grupos yihadistas han demostrado un “entendimiento sofisticado” de cómo operan las redes sociales y han iniciado campañas “bien organizadas” para reclutar a seguidores o promover actos de terrorismo y extremismo violento.

Europol subrayó el “éxito” a la hora de restringir la actividad terrorista en línea por el “impacto de esfuerzos de colaboración” entre las fuerzas públicas y el sector privado.