Ahmed Zafzafi: “¿Por qué nuestros hijos están en la cárcel si no han hecho nada?”

JL Navazo / Alhucemas./ Ahmed Zafzafi enseña con una triste mirada la puerta aún rota por la que entraron los antidisturbios en busca de su hijo Nasser, el joven de 37 años que lideró el Movimiento Popular Rifeño (MPR) hasta su detención el mes pasado y que ahora gasta las horas en una celda de aislamiento  en la prisión de Oukacha, de Casablanca. La vista preliminar será el próximo lunes, 10 de julio.

Cansado, pero con la dignidad y el coraje intactos, atiende a CORREO DIPLOMÁTICO en su modesto domicilio de Alhucemas. Junto a él, su esposa le acompaña en silencio. En la casa familiar de los Zafzafi aún ondean tres banderas negras. “Estamos de luto. De luto simbólico, pero de luto”, explica Ahmed.

A pocos metros de allí, un enjambre de vehículos policiales – uno de ellos una tanqueta de agua antidisturbios – toman como una laboriosa colmena la Plaza de los Mártires de Alhucemas, en la que bulle de aquí para allá un mar de uniformes azules (Policía) y verdes (Fuerzas Auxiliares). Alhucemas es hoy una ciudad en calma y sin violencia, pero en la que no hay paz, en virtual estado de sitio y en tensa espera por la liberación de los casi 200 presos políticos encerrados en las cárceles y en la que la tormenta de las protestas puede volver a estallar en cualquier momento.

JL Navazo: ¿Qué está pasando?

Ahmed Zafzafi: Eso me pregunto yo ¿Por qué nuestros hijos están en la cárcel si no han hecho nada? Las manifestaciones han sido pacíficas, no ha habido sangre, ni Nasser ni sus compañeros han hecho nunca una llamada a la violencia, todo lo contrario.

¡Nuestros hijos mueren en el Mediterráneo, jugándoselo todo buscando una vida mejor! No tenemos un buen hospital, padecemos altas tasas de cáncer, no hay fábricas para buscar trabajo, falta una universidad cuando entre Rabat y Casablanca hay varias, hemos sido marginados y apartados, ¡Alhucemas es una península, la ciudad más aislada de la geografía marroquí!

JLN: El próximo 30 de julio es la Fiesta del Trono. ¿Espera usted alguna medida de gracia por parte del Rey?

AZ: Ojalá, claro, pero la verdad no tengo muchas esperanzas. No quieren dar su brazo a torcer. Sinceramente, la moral de mi hijo Nasser está mucho más alta que la mía.

JLN: ¿Cómo ha encontrado a su hijo en la cárcel?

AZ: Está aislado, sin contacto con nadie, curándose todavía de sus heridas. Aún se nota el moratón en la parte izquierda de la cara, debajo del ojo, en la cabeza le pusieron cinco puntos – señala con el dedo el recorrido del golpe en su cabeza –, pero lo peor es la espalda: ¡se la cruzaron a palos!

JLN: ¿Le ve a menudo?

AZ: Al menos una vez por semana, pero la prisión está tan lejos… ¡Estamos a más de 600 kilómetros de Casablanca! Ir a visitarle es un esfuerzo económico y físico importante, yo no estoy bien de salud. Al principio nos dejaban verle muy poco tiempo, pero ahora son dos horas sólo para familiares directos, padres y hermanos o su abogado.

JLN: Se ha acusado a Nasser de ser independentista además de un islamista y un radical…

AZ: ¡Eso son mentiras, todos lo sabemos! Han intentado fabricar pruebas, pero no hay nada porque nada puede haber. Ellos son conocidos, todo el mundo sabe cómo funcionan, son expertos en reprimir, intoxicar y construir pruebas falsas, son mala, mala gente. Aquí el único independentista es el gobierno. No respetan nada y no paran de provocar.

 

Ahmed Zafzazi, padre del líder del MPR Nasser, observa una bandera negra en señal de duelo por el hijo encarcelado. Foto: Fernando Sanz

Ahmed Zafzazi evoca con nostalgia y en un correcto español los tiempos del Protectorado. De hecho, muestra con orgullo los viejos billetes de 25 y 50 pesetas de los años 20 y no duda en lanzarse en un largo monólogo sobre los últimos 60 años (él tiene 75) de la agitada historia de Alhucemas y el Rif.

JLN: Usted conoce la época en que esta ciudad, entonces Villa Sanjurjo, estaba administrada por España.

AZ: Sí. La guerra del Rif fue muy dura. Sin duda un gran sufrimiento para ambas partes. Los bombardeos con gases fueron terribles. Pero después la convivencia fue muy buena, nos relacionábamos mucho con los españoles, no había problemas más que los normales de cualquier ciudad. España dejó aquí un buen recuerdo y varias fábricas: salazones, de gaseosa, pastas alimenticias, jabón, esparto para calzado y sombreros, además de varios comercios. Tras la independencia se desmanteló progresivamente todo.

JLN: Además de la guerra del Rif (1920-1927), ¿no fue una guerra también, corta pero sangrienta, la de 1958-1959?

AZ: Sí, la gente tuvo que echarse al monte y la represión fue feroz, implacable. Los rifeños sufrimos todo: balas, palos, cárcel. Pero resistimos. Ahora no hay tiros, ni bombardeos con aviones, ni tanques en las calles. Al menos de momento. Pero seguimos estando reprimidos en nuestra propia tierra.

JLN: Mohamed VI viene todos los veranos a Alhucemas, le gusta la región y disfruta en la playa de Bouskour, junto al Parque Nacional. ¿Cree que vendrá este año?

AZ: Veremos. Si nuestros hijos son liberados, bienvenido. Pero con ellos sufriendo en la cárcel, presos injustamente…. No sé, no sé si vendrá.

JLN: ¿Cómo cree que puede evolucionar la situación? ¿Ve alguna luz al final del túnel?

AZ: Aunque la esperanza nunca se pierde, a mis años ya tengo pocas. Ellos saben que sin la libertad de todos los presos políticos no hay solución. Nasser y sus compañeros no van a dar un paso atrás. El 10 de julio, día del juicio, van a empezar una huelga de hambre y si hace falta la van a mantener hasta el final. Podrán perder su vida, pero no la dignidad. Son rifeños y no se rendirán.

El padre del líder del Movimiento Popular Rifeño (MPR), Ahmed Zafzafi. Al fondo a la derecha, un retrato de su hijo Nasser. Foto: Fernando Sanz
Ahmed Zafzafi y el director de Correo Diplomático, José Luis Navazo, en la casa del primero en Alhucemas. Foto: Fernando Sanz

 

 

 

4 comentarios sobre “Ahmed Zafzafi: “¿Por qué nuestros hijos están en la cárcel si no han hecho nada?”

  • el 03/07/2017 a las 10:53
    Permalink

    Reprimidos en su propia tierra,nunca mejor dicho, abandonados por todos y en particular, Nador,Tánger y Tetuán ,el resto de Marruecos un país inconsciente y poco solidario, hoy se reúnen en Sevilla los ministros de España, Portugal, Francia y Marruecos, hablarán de “terrorismo ” entre otras cosas ,menos de derechos humanos y sobre todo del Rif,España con la ley mordaza cada vez se parece más a Marruecos

  • Pingback: La entrevista a Ahmed Zafzazi, traducida al árabe en medios marroquíes

  • el 03/07/2017 a las 20:53
    Permalink

    Me ha gustado mucho la intrrvista pero creo que deberian hacerlo mas a
    menudo y al mismo tiempo denunciar lo que esta pasando en el RIF ante el tribunal europeo de los derechos humanos ñ

  • el 04/07/2017 a las 17:01
    Permalink

    Un saludo muy cordial a los que hicieron posible esta entrevista y en especial a la familia zefzafiii
    Como joven rifeño residente fuera de mi tierra,estoy profundamente triste y preocupado por la situación que se está viviendo en alhoceima.
    No la esperanza no debe perderse,como pues perder la esperanza si es la que nos hace avanzar como ser humano.
    En mi opinión la democracia es saber escuchar no sólo escuchar si no saber hacerlo y es lo que el gobierno marroquí debería hacer,por que quien no entiende juzga y quien juzga condena.
    Debería haber respeto y comprensión a poder manifestarse el pueblo pacíficamente, y no reprimir y sembrar el miedo y la violencia como lo hacen las fuerzas de seguridad marroquí.
    Lo que no estamos dispuestos los rifeños es que nos sigan humillando y marginando y estoy convencido de que muchas gente piensa lo mismo

Comentarios cerrados.